lunes, 7 de diciembre de 2015

'El ángel rojo', de Franck Thilliez: diferente e interesante, entre 'Seven' y 'Saw'

    'El ángel rojo', la primera novela de Franck Thilliez, es un libro interesante, diferente y que se lee con fruición.

    Aunque en determinados pasajes adolece de explicaciones excesivas o innecesarias, en su conjunto en una obra que impacta y que toca la fibra de los amantes del género. Tiene fuerza. Tiene poderío.

    Hay momentos que recuerdan a 'Seven', otros a 'El silencio de los corderos' e incluso a 'Saw', aunque en una categoría diferente y ciertamente original.

    El atormentado investigador de la policía judicial Franck Sharko debe seguir la pista de un asesino sin rostro que mata recreándose en el dolor y la tortura, grabando en dvd sus horrendos crímenes-suplicio para mayor deleite de ricos y potentados que adquieren estas 'snuff movies'.

    Toda la narración está teñida de una fina capa de oscuridad, horror y aspectos sobrenaturales. La decadencia y los espacios sórdidos son otras de las piezas a tener en cuenta.

    Es un libro duro, cargado de suspense e, incluso, terror, que nos obliga a bucear en lo peor del ser humano. Se disfruta. Original y diferente propuesta llegada de los principales competidores de la novela negra escandinava: los galos negros.