lunes, 18 de enero de 2016

'El murciélago', de Jo Nesbo: la más floja novela negra de la saga Harry Hole

    'El murciélago', en comparación con los últimos libros de la saga de Harry Hole, es el título más flojo.

    El personaje también parece desdibujado: investiga en Australia el asesinato de una joven noruega, ya no bebe, se cansa de escuchar anécdotas de aborígenes y blancos, se enrolla con una jovencita sueca, le da por la filosofía barata...

    Esta primera entrega del atormentado y borrachísimo comisario de Oslo (1997) es un libro escrito como muy deprisa o sin convicción, careciendo de la profundidad y amplitud que el personaje demostrará en las míticas y geniales 'Petirrojo', 'Némesi' y 'La estrella del diablo'.

    Es un libro de andar por casa, irregular y que solo mantiene la tensión hasta un poco más de la mitad. Además, el socio de Hole, un agente aborigen australiano, excampeón de boxeo, es un personaje demasiado artificial, muy de molde y de andar por casa.

    La faltan las tramas oscuras y trabajadas, de los ambientes asfixiantes y de los personajes con peso de los últimos años de la saga.

    Parece como si el genial Jo Nesbo, harto de Canarias, se pasara un verano en la tierra de los canguros, se bebiera unos margaritas, y escribiera esta novela, el debut de Hole, prescindible y floja, flojita.