viernes, 22 de abril de 2016

'Mafia', de Petra Reski: pone los pelos de punta

    "-¿Sabes una cosa? Me gustaría huir de Palermo -dice-. Si mis nietos no vivieran aquí, desaparecería. Es demasiado doloroso y humillante ver cómo han acaparado nuestros valores. Los malos se han apoderado incluso del movimiento antimafia. Los días en que se conmemora la muerte de Falcone y Borselino, la ciudad de Palermo se llena de carteles en los que se puede leerse '¡Nuestros héroes para siempre! ¡Y los firma el Ayuntamiento de Palermo." Letizia Battaglia, fotógrafa, exconcejala de Palermo y luchadora antimafia.

    (Foto: Interviu).
    Superando el más crudo argumento de la novela negra más oscura y dura, está 'Mafia', de Petra Reski, una realidad sobre las atrocidades de la Cosa Nostra siliciana, la Camorra napolitana y la 'Ndrangheta calabresa.

    No es una novela negra. Es una historia negra. Y lo peor de todo es que la brutalidad y el salvajismo de los mafiosos se vive en Nápoles, Sicilia y Calabria (además de la Apulia) con normalidad. Forman parte de la vida diaria, de la rutina, del trabajo, de la iglesia. Y así son aceptados.


Fiscales antimafia asesinados por Cosa Nostra: Giovanni Falcone y Paolo Borsellino.
    
    "Pienso en Montalbano, en ese Severio Montalbano al que conocí durante mi primer reportaje, aquel policía que en cierto momento había sido el responsable de seguir el rastro de los mafiosos prófugos y ocultos cuando trabajaba en el comando especial de Palermo, el hombre que había destapado la llamada 'Pizza-Connection' (...) 

    Montalbano estaba a punto de jubilarse. Su último puesto había sido el de jefe de la policía local en Termine Imerese. Antes había sido el jefe de la policía administrativa de Ragusa. Lo habían mantenido lo más alejado posible de las investigaciones relacionadas con la mafia. Un buen día recibió una carta anónima. En ella, alguien expresaba su admiración por él: 'El auténtico Montalbano me gusta más que el de la película'. Y lo firmaba 'Diabólico'"

    Aquí se habla de los 100.000 millones de euros al año que en 2010 facturaban estas tres bandas de extorsionadores y asesinos. Cerca de 40.000 los movía la 'Ndrangheta, considerada la más peligrosa por los vínculos de sangre directo entre sus miembros. Eso evita traiciones, chivatazos y arrepentidos


    Se habla de las relaciones directas entre el fundador de Forza Italia, Marcello Dell'Utri, y los jefes mafiosos de Palermo. Uno de los capos, Vittorio Mangano, vivió durante dos años camuflado de jefe de cuadras de Silvio Berlusconi, jefe del Gobierno italiano durante diez años.

    "Desde que se produjeron las declaraciones del desertor de la mafia Antonio Giuffrè, cualquier niño de Sicilia sabe que en el año 1993, tras los atentados a los fiscales Falcone y Bosellino y la detención de su antecesor, Totò Riina, el capo Bernardo Provenzano selló un pacto con el partido Forza Italia".



    "La última entrevista concedida por Paolo Borsellino antes de su muerte fue aquella en la que hablaba de los vínculos del capo Mangano con Dell'Utri y Berlusconi".

    Se habla del lavado de dinero en Alemania, donde se adquieren propiedades con lo obtenido de la venta de drogas. Mientras que en Italia se pueden expropiar las propiedades de un mafioso sospechoso, en Alemania nadie pregunta a un siciliano con pinta de pueblerino de dónde salen dos millones de euros para adquirir un edificio en Duisburgo.

    "¿Y qué son cinco años -de cárcel- ante la perspectiva de importar 1.000 kilos de cocaína?

      Por un kilo de cocaína, la 'Ndrangheta paga en Bogotá 1.200 euros. Esa cocaína se corta luego y, de un kilo, salen cuatro y medio. Y en Milán, en la Plaza del Duomo, un gramo de cocaína se vende por setenta euros".

    Se habla de mujeres valientes contra la mafia, como la fotógrafa palermitana Letizia Battaglia, de los investigadores y de los fiscales contra la mafia a quienes Berlusconi robó poder cuando gobernaba.

    Se habla de los arrepentidos, como Marcello Fava, 'killer mafioso', odiados y desterrados de por vida por sus familiares que consideran que han cometido la mayor de las vergüenzas: traicionar a la Cosa Nostra y colaborar con la justicia, con el enemigo: el Estado.


    Se habla de Matteo Messina Denaro, 23 años oculto, nuevo jefe de los jefes de la mafia siciliana, que ha roto con la imagen de pastores incultos que tenían Riina y Provenzano. Messina Denaro 'Diabólico' es mujeriego, exhibicionista y amante de los lujos.

    Aparece Carmine Sarno, capo de una de las familias más poderosas de la Camorra. Lleva una vida ejemplar en su discográfica como representante de artistas como Alessio.


    Sale Don Pino, el cura extrovertido y alegre, de San Luca, epicentro del poder de la 'Ndrangheta. Un pueblo perdido en las montañas donde todo el mundo si no pertenece directamente a la mafia colabora con esta.


    Se explica que los mafiosos son muy religiosos y que cumplen a raja tabla con los diez mandamientos, excepto con el de 'no matarás'. La religión sustituye en sus mentes la carencia de un sistema de valores para justificar sus acciones delictivas. Son como soldados en una guerra: no hay remordimientos ni castigo por matar en combate.

    Este es el libro más salvaje jamás escrito. Y eso que carece de sangre, vísceras y masacres. Es el peor de los libros porque al final nos queda la idea de que lo más brutal de la supervivencia del sistema mafioso es su naturalidad, su discreción y que transmite una sola idea: 'formo parte ineludible de vuestras vidas y siempre será así'.